Menu Close

Accidente con patinete eléctrico…¿Quién es el culpable?

Todos podemos apreciar como los patinetes eléctricos han revolucionado la manera de desplazarnos dentro de las ciudades: son prácticos, baratos y ecológicos. Es más, se podría decir que el patinete se ha convertido en el nuevo vehículo alternativo al coche y a la moto, que te libera de las largas y lentas aglomeraciones. No obstante, aunque parezca una forma magnífica de movilidad urbana, ya hay quienes lo consideran un peligro, tanto para los que lo utilizan, como para los viandantes y conductores que conviven con ellos.

Y es que los MVP (vehículos de movilidad personal) han evolucionado más rápido que la legislación, generando así, ciertas dudas sobre la aplicación de esta. Este vacío legal se reforzó con la primera muerte en España por accidente de patinete eléctrico, que tuvo lugar el pasado agosto cuando una mujer fue atropellada en una amplia rambla peatonal de Barcelona.

Ante este suceso, la Dirección General de Tráfico se puso en marcha para elaborar una ley que regule la circulación de los MVP, aunque gran parte del seguimiento y aplicación seguirá recayendo en las ordenanzas de cada ayuntamiento. Como es el caso de Madrid o Barcelona donde ya no pueden circular por las aceras y, de hacerlo, pueden ser sancionados por ello.

¿Tienes un accidente por patinete eléctrico?

Bien, como hemos comentado, aunque hoy en día no existe una legislación muy rigurosa, es importante saber qué derechos te corresponden según tu caso (siempre teniendo en cuenta la ley de circulación vial del municipio en cuestión).

Lo primero que debes saber es que los patinetes eléctricos no están considerados vehículos de motor, es por eso, que no deben cumplir las leyes marcadas para estos:

No deben tener matrícula, ni número de bastidor y se trata de un vehículo sin identificar

En caso de accidente lo primero que deberá hacer es tratar de identificar al conductor y ponerse en contacto con algún cuerpo de regulación vial.

No están obligados a tener cobertura del seguro, aunque se recomienda

En caso de accidente donde el conductor es el culpable, pero cuenta con un seguro, será la aseguradora quién se hará cargo de la indemnización a las personas involucradas, no obstante, si el conductor no tiene contratada ninguna cobertura, será él mismo quien deberá cubrir los gastos ocasionados. Un proceso delicado donde se aconseja que la víctima se ponga en contacto con un profesional en siniestros para que se encargue de la gestión burocrática y logré así la máxima indemnización posible.

Si se trata de un patinete eléctrico de una compañía de alquiler como Lime o Koko, se activará el seguro que tenga contratada la empresa en cuestión. En caso de que no lo tenga o este no lo cubra, el proceso es el mismo, la indemnización recae en el culpable del accidente y en este caso no es la empresa sino la persona que ha hecho un mal uso del vehículo.

No necesitan acreditación, ni permiso de conducir. No hay edad mínima.

Aunque se trata de un caso extremo, si el culpable del siniestro es un menor, el responsable por los daños ocasionados y el que debe responder ante ellos, es el tutor legal de este.

En LexGrup te ayudamos

Si te has visto involucrado en un accidente o atropello por patinete eléctrico, en LexGrup te ayudaremos a reclamar la máxima indemnización que te corresponde. Somos un equipo legal con muchos años de experiencia especialista en siniestros en la carretera.

¿Te encuentras en una situación similar?

    Si lo que quieres es pedir tu primera consulta gratuita, pide cita.